jueves, 22 de junio de 2017

El pádel, un deporte que engancha en Villanueva

Os dejamos el artículo sobre la evolución del pádel en nuestra localidad publicado en el último número de la revista La Moraleja

Villanueva del Arzobispo y el pádel son dos términosque día a día están más unidos. Desde que se inauguró la primera pista de pádel en nuestra localidad, en marzo de 2011, la afición por esta disciplina deportiva ha crecido de manera muy destacable. En estos seis años, las instalaciones han mejorado y aumentado, el número de practicantes y torneos se han incrementado y el pádel ha logrado hacerse con un hueco entre los amantes del deporte villanovense. 

En ese proceso han influido distintos factores que han posibilitado ese asentamiento. El primero de ellos, la apuesta de la Escuela Municipal de Deportes (EMD) por su promoción. Desde que el pádel dio sus primeros pasos en Villanueva, la EMD puso su granito de arena mediante la celebración de la Liga de Pádel, de torneos en fechas señaladas como la feria de septiembre o San Miguel, así como el establecimiento de cursos de iniciación, clases de perfeccionamiento y jornadas de promoción entre los más jóvenes y el ámbito femenino.

Esa semilla inicial germinó en un nutrido grupo de practicantes apasionados que lideraron la fundación del Villanueva Pádel Club en 2014. Este colectivo, en la actualidad presidido por Pedro Vera y con medio centenar de socios, es uno de los activos culpables de la presencia cada vez más notoria de aficionados al pádel. 
“El club nació para unir a un grupo de amigos que jugaba en el pueblo y en otros de la zona en una asociación con más repercusión para organizar torneos y crecer a nivel local”, analiza Sergio García, secretario del Villanueva Pádel Club (VPC). Según su visión, el VPC hace una gran labor tanto por sus socios en cuanto al equipamiento deportivo y descuentos en las competiciones como por el pádel villanovense en general mediante la organización de torneos. 

El Ranking, competición referente
Juntos, la EMD y el Villanueva Pádel Club impulsaron hace cuatro años la creación del Ranking Individual Ciudad de Villanueva, la competición referente a nivel local. El Ranking vive ya su cuarta edición y cuenta con 84 participantes distribuidos en siete divisiones mediante varios grupos (uno de Primera, dos de Segunda, cuatro de Tercera, Cuarta, Quinta y Sexta y dos de Séptima) que funcionan en base a los enfrentamientos rotativos entre las parejas que se forman con los integrantes de cada grupo. Se disputa durante todo el año con un método de ascensos y descensos que termina con un máster final.

“Cuando empezamos con las competiciones de pádel se jugaba una liga regular entre las parejas participantes. Con el paso de los meses, vimos que había jugadores que querían introducirse en el pádel y no tenían una pareja fija o el nivel de los más experimentados. Nos reunimos con el club, estudiamos la situación y vimos que la mejor manera para que todo el mundo pudiese jugar al pádel independientemente de su nivel o de su pareja era crear el Ranking y creo que fue un acierto”, comenta Tomás José Fernández, director de la Escuela Municipal de Deportes y practicante habitual de pádel.

La cantidad de adeptos propició la construcción de dos nuevas pistas en el Polideportivo Municipal San Blas, en este caso cubiertas, que junto a la primera, conforman unas instalaciones preparadas para cubrir esa necesidad creada entre los aficionados. No en vano, prácticamente a diario, disfrutan de una sobresaliente afluencia de usuarios. Para Tomás José Fernández, ese es otro de los motivos del éxito del pádel en Villanueva. “Es muy importante disponer de buenas instalaciones como las que tenemos. Es un factor que induce a que la gente lo practique más, ya que el pádel es un deporte apto para casi todas las edades y colectivos, fácil de aprender, saludable y bastante divertido”, explica. El trabajo de mantenimiento de las pistas se ha visto refrendado con la renovación y acondicionamiento de los focos de las pistas cubiertas llevado a cabo recientemente con la ayuda del Villanueva Padel Club.

El próximo proyecto del Villanueva Pádel Club es el III Torneo VPC, que junto a los torneos internos de convivencia, es su principal emblema. Este campeonato cumplirá este verano su tercera edición tras dos primeras experiencias exitosas con la participación de 48 y 66 jugadores respectivamente, y el reparto de más de 1.500 euros en premios. Una competición que se está convirtiendo poco a poco en un imán que atrae, además de a las mejores parejas villanovenses, a algunas de las mejores palas de la comarca e incluso de la provincia. 

Juan Carlos Paco, promesa villanovense 
Uno de los debates abiertos en el mundillo del pádel local es la posibilidad de federar al club para competir a nivel provincial. Mientras, un villanovense se está abriendo camino en ese sentido. Se trata de Juan Carlos Paco, joven jugador de 15 años. Empezó a picarle el gusanillo viendo a su padre jugar con sus amigos y, posteriormente, se aficionó del todo de la mano de sus partidos con su hermano César y sus amigos y gracias a Javi Caballero, que “nos transmitió su gran pasión por este deporte”, indica. 

Juan Carlos Paco realiza varios entrenamientos semanales y forma parte del Club de Pádel La Escuela del Sol de la capital jiennense. En diciembre del año pasado, consiguió vencer junto a Sergio Delgado en el máster final sub 14, que reunió a las 8 mejores parejas del año en el circuito provincial. “Es el torneo más importante que he ganado. En nuestra categoría, sobresalíamos tres parejas con un nivel parejo aunque quizás la nuestra era la menos favorita porque solo llevamos un año federados”, nos cuenta. En cuartos y en semis consiguieron el pase con superioridad. La final, ante la pareja número 1, Carlos Aranda y Ángel Rodríguez, fue de poder a poder y se terminó decantando a su favor en 3 sets (3-6, 7-6 y 6-3).

Este año, ante la ausencia de la categoría cadete y júnior, está disputando el circuito Aspadel en segunda categoría sénior, junto a torneos de la Federación Andaluza en su categoría. El objetivo de Juan Carlos Paco es “ganar experiencia y entrenar duro para que la próxima temporada pueda dar la sorpresa ante los sénior y competir a buen nivel en la competición autonómica”. 

Una promesa en ciernes que se une a un club que se mueve, una masa social fiel y apasionada y unas instalaciones acordes como signos inequívocos de que más de un lustro después de su despegue, el pádel se ha consolidado como una alternativa deportiva fuerte en Villanueva del Arzobispo.